lunes, 1 de junio de 2015

Citando a... Harry Potter y la Piedra Filosofal

Harry Potter tiene diez años. Huérfano de padre y madre, vive con Vernon y Petunia, sus abominables tíos, y con el primo Dudley, malcriado e insoportable. Pero la suerte de Harry da un vuelco espectacular cuando recibe una carta anunciándole que tiene una vacante en un colegio de magia y hechicería. Allí Harry aprenderá encantamientos, trucos y tácticas de defensa contra las malas artes. Se convertirá en el campeón escolar de Quidditch, especie de fútbol aéreo que se juega sobre escobas. Hará unos cuantos buenos amigos... y también algunos enemigos temibles. Y conocerá los secretos que le permitirán cumplir su destino. Porque, aunque no lo parezca a simple vista y ni él mismo esté seguro, Harry no es un chico común y corriente. ¡Es un verdadero mago!

Titulo original: Harry Potter and the Philosopher´s Stone
Autora: J. K. Rowling
Editorial: Emecé
Edición: Tapa blanda con solapas
Paginas: 254
ISBN: 950-04-1957-2


¡Hola Citadores!
Como podrán ver hoy les traigo la famosísima saga de Harry Potter, la mas spoileada que ninguna otra. Lo retire hace poco de la biblioteca y al ejemplar le pasaron los años (y las manos) por encima. Ya era hora de empezarla, quería saber si después de saber como eran los libros mi personaje favorito seguiría siendo mi querido Draco. Si. Lo sigue siendo.
O tal vez en Slytherin,
Harás a tus verdaderos amigos.
(De mayor es mas guapo *_*)

Pero bueno, ustedes están acá para el Citando asique no los dejo esperando mas.
Haber sido amado tan profundamente, aunque esa persona que nos amó no esté, nos deja para siempre una protección.
Lo primero que note es la forma de escribir de la autora, me pareció media infantil pero muy fácil de leer. No me quejo, dado que es un libro escrito para chicos. Además a medida que avanza la historia esto ya no se nota, o por hay es que te acostumbras, asique solo ocurre al principio.
No mienten cuando dicen que el libro es mejor que la película. Hay montones de situaciones que no aparecen y muchas otras modificadas (no sabia que Neville aparecía tanto).
Además los personajes son justos como me los imagine, McGonagall es tan estricta como sospeche que seria y Hagrid es el gigante medio niño que saca todo de los bolsillos (les juro que me quede de piedra cuando saco una pobre lechuza).
El abrigo de Hagrid parecía hecho de bolsillos, cantidad de llaves, proyectiles de metal, bombones de menta, saquitos de té...

Pero otros son un poco diferentes, como Dumbledore que resulto ser un tierno anciano que reparte golosinas (sigue siendo sabio, pero es un sabio tierno).
-¡Bienvenidos! -dijo-. ¡Bienvenidos a un año nuevo en Hogwarts! Antes de comenzar nuestro banquete, quiero decirles unas pocas palabras. Y aquí están: ¡Papanatas! ¡Llorones! ¡Baratijas! ¡Pellizcón!


-Uno nunca tiene suficientes medias -explicó Dumbledore-. Pasó otra Navidad y no recibí ni un par de medias. La gente sigue insistiendo en regalarme libros.
(como te envidio Dumbledore, como te envidio)


Y no les cuento como me puse cuando apareció Draco (para que se den una idea, me releía una diez veces cada vez que aparecía) y las partes de Snape me encantaron. Y ni hablemos de los gemelos...
-No llores, Ginny, vamos a enviarte montones de lechuzas.
-Vamos a enviarte un inodoro de Hogwarts.
-¡George!


También hay un personaje que no aparece en las películas (y si lo ha hecho es que no me he dado cuenta) y se trata de Peeves, ese travieso (bastardo) poltergeist, que esta cerca de convertirse en uno de mis personaje no favoritos sino ¿entrañable?, algo así (vamos, es el típico que te delata con tus profes si te ve haciendo algo que no se debe).
Además fue un honor poder descubrir Hogwarts, es hermoso y muy, muy mágico.
Hogwarts, Hogwarts, Hoggy Warty Hogwarts.

Y conocer al trio dorado de Gryffindor me ilusiono un montón, nunca entendí porque hay tantos fans del Ron x Hermione pero finalmente lo comprendí (quienes de pelean se aman dicen por ahí).
Pero desde ese momento, Hermione Granger se convirtió en su amiga. Hay algunas cosas que uno no puede compartir sin terminar unido, y derrumbar un trasgo de tres metros y medio era una de ellas.


¡El Quidditch! Oh por dios, es mucho mejor con esos comentarios:


Siempre voy a querer jugar Quidditch
(Tal vez algún día lo haga)

-Entonces... después de esa obvia y desagradable trampa...
-¡Jordan!-lo retó la profesora McGonagall.
-Quiero decir, después de ese evidente y asqueroso foul...
-Jordan, le estoy avisando...
-Muy bien, muy bien. Flint casi mata al Buscador de Gryffindor, cosa que le podría suceder a cualquiera, estoy seguro.
(10 puntos para Gryffindor)


Es increíble la predicción que se realiza en el mismo libro:
¡Esa gente jamás comprenderá a Harry! ¡Será famoso... una leyenda... no me sorprendería que hoy sea conocido en el futuro como el día de Harry Potter... escribirán libros sobre Harry... cada niño en el mundo conocerá su nombre!
(McGonagall debería pensar en enseñar adivinacion)


Finalmente hay algo que quiero decir... la edición de este libro es horrible. Bueno no la edición, sino la traducción, o el que reviso la traducción. Y es que había montones de faltas ortográficas. Puede ser que yo no sea una diosa de la escritura pero, al menos, puedo escribir los nombre. Porque: Valdemort, Goyles, Molfoy, Voldemorte, ¡Gruffindor! No señor, no puedo con eso (hubiese perdonado uno, pero es que había muchísimos).
Después de todo, para una mente bien organizada, la muerte no es más que la siguiente gran aventura.


-La verdad.-Dumbledore suspiró.- Es una cosa terrible y hermosa, y por lo tanto debe ser tratada con gran cuidado.


Como sea, me alegra haber empezado con la saga y me encantaría ponerle una nota perfecta pero la escritura medio infantil al principio y los errores que había no podía pasarlos por alto (en especial los errores) asique:


4/5

Voy a pudrirme en el infierno (si los fans no me matan antes).


¡Por Harry Potter... el niño que vivió!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Es extraño describir la lectura de un libro como una experiencia realmente fantástica, pero es que me ha hecho sentir así. "Las ventajas de ser invisible"